LAS ANOTACIONES EN LA NUEVA NOVELA
DE JUAN LUIS MARTÍNEZ

Pedro Montes Lira

Descargar PDF /ISSUU

1.- LA NOTICIA

Hace un tiempo circuló por las redes sociales una entrevista de Scott Weintraub (SW) titulada: Ricardo Cárcamo: «Las anotaciones manuscritas de La nueva novela del 2017 son mías»: Una conversación con Scott Weintraub, publicada en el Latin American Literature Today (LALT). Luego de consultar a cercanos y amigos, me siento en la obligación de relatar los pormenores de estos acontecimientos y sus consecuencias, que cobran gran importancia para el legado de Juan Luis Martínez (JLM).

La familia de JLM conservaba una copia de La Nueva Novela (LNN) del año 85 con más de 69 páginas escritas en lápiz pasta azul. Este ejemplar único, me dijo Eliana Rodríguez, viuda de JLM, era una copia revisada por el autor, con sus anotaciones manuscritas. Yo conocí este ejemplar probablemente el año 2011 cuando preparábamos el envío de la obra de JLM para la XXX Bienal de Sao Paulo del año 2012.

El año 2017, junto con Eliana, decidimos hacer la publicación facsimilar de esta versión de La Nueva Novela anotada en azul (LNN(a)), bajo el sello Ediciones Archivo. Se imprimieron tan solo 300 ejemplares numerados, destinados a un público especializado de conocedores y seguidores de la obra de Martínez.

Casi un año después de esta publicación, a inicios de agosto de 2018, Eliana Rodríguez y Patricio González (editor de Ediciones Altazor), me citaron a una reunión y me comentaron sobre la posibilidad que las anotaciones en LNN(a) fueran obra de Ricardo Cárcamo (RC). Él era un estudiante de literatura en Valparaíso y como muchos otros jóvenes atraídos por el mítico autor de LNN, se acercó a JLM a mediados de los años 80s.

Patricio González conservaba postales de la época enviadas por RC y me aseguró que, comparando las caligrafías, éstas eran prácticamente idénticas. RC le insistió en que quería conocerme y hablar conmigo. Le pedí que me pusiera en contacto con él y saqué los ejemplares de LNN(a) del comercio, hasta aclarar esta situación.

Esta noticia fue una verdadera sorpresa para mí. El ejemplar que conservaba la familia y que yo había revisado con cuidado, se encontraba totalmente anotado con lápiz pasta azul (con distintos lápices azules). La letra a simple vista era muy parecida a la letra de JLM, que yo conocía por algunos de sus documentos manuscritos. No había ningún indicio directo o indirecto de la mano de un tercero. Ni firma, ni iniciales, ni alusión alguna de otra autoría. Por el contrario, este ejemplar estaba firmado con lápiz grafito por el mismo Martínez en la primera página, justo debajo de las anotaciones en azul de la solapa. Todo hacía presumir que las anotaciones manuscritas eran de su autoría.

LNN(a) en lápiz pasta azul, firmada por JLM.

2.- EL PRIMER ENCUENTRO

El 16 de agosto recibí la visita de RC. Me pareció un tipo simpático, una persona interesante y que respetaba a JLM y su obra. Le regalé un ejemplar de LNN(a) y también le ofrecí devolver el dinero por la copia que había comprado en la Galería D21, cosa que no aceptó.

Me contó que se juntaban seguido con JLM en los años 84 y 85. Buscaba obtener su ayuda para realizar su tesis en literatura sobre la LNN, tesis que jamás logró terminar. Le sacó fotocopias y las desplegó en las paredes de su departamento de estudiante. Dijo que se dormía y amanecía con estas imágenes.

Me mostró un ejemplar de LNN del año 85, que le había regalado JLM. Era una copia de la tirada especial firmada y numerada de 100 ejemplares. Lo que caracterizaba esta tirada especial es que se imprimió en papel cuché y que estaba dedicada a Eliana y a sus hijas Alita y María Luisa y no a Roger Callois como en la tirada regular en papel hilado de 900 ejemplares.

Revisé el ejemplar con cuidado. Efectivamente traía anotaciones con una letra manuscrita que era prácticamente idéntica a la de LNN(a), pero me sorprendió que solo estaban escritas las solapas interiores y la página de la dedicatoria. Además, estaban escritas en lápiz grafito. El resto del libro no tenía anotaciones. La copia de LNN(a) que conservaba la familia tenía un total de 69 páginas manuscritas además de las solapas interiores, todas escritas en lápiz pasta azul.

Así me lo explicó RC: Muchas cosas que están escritas las borré yo. Yo le saqué fotocopias a este libro. Yo escribí sobre él, le saqué fotocopias y luego borré, por que este era el mío. No sé por qué no borré esto (mostrando las solapas).

Entonces volví a revisar su ejemplar de LNN, buscando rastros de las demás anotaciones supuestamente borradas. El lápiz grafito sobre papel cuché, una vez borrado, deja siempre una marca. Pero tampoco había marcas o rastros de borraduras en las demás páginas. No había nada perceptible ni a la vista ni al tacto. Me preguntaba naturalmente si existieron en realidad todas esas anotaciones en el ejemplar de RC y si verdaderamente eran de su autoría todas las demás anotaciones del ejemplar publicado por Ediciones Archivo el año 2017.

Luego continué mi conversación con RC e intenté indagar sobre el origen del ejemplar que conservaba la familia y que sirvió como modelo para la edición facsimilar de LNN(a):

RC: Esta misma (muestra su copia de LNN), escrita, le saqué fotocopias.
PM: ¿Pero cómo Eliana, encuentra LNN del 85, con todas las anotaciones en azul, de donde salió esta copia con anotaciones en azul?….
RC: Son fotocopias.
PM: No. Se trata de un libro original del 85…
RC: No. Yo le regalé fotocopias.
PM: ¿Cómo te hiciste de dos nuevas novelas del año 85?
RC: Qué raro. No me acuerdo.
PM: ¿Cómo explicamos la copia azul? ¿Cómo llegó esta copia a manos de Juan Luis y no las fotocopias que dices tú que tenía él? *

*Esta conversación fue grabada con mi celular con la autorización expresa de RC.

Finalmente, RC me regañó como editor pues dijo que yo habría omitido el número 169 de la solapa y que además habría adulterado la dedicatoria. Intenté explicarle que nadie había intervenido ni modificado el ejemplar de la LNN(a). Que se encontró tal cual, entre las pertenencias de JLM y que se reprodujo de manera facsimilar. Pero no entendía o no quería entender lo que yo le explicaba.

3.- EL SEGUNDO ENCUENTRO

Un par de semanas después tuvimos una segunda reunión con RC. Esta vez venía acompañado de su esposa. Quizás por problemas manifiestos de salud, lo noté menos empático y algo irritable.

En esa ocasión llevé el libro original de LNN(a) que conservaba la familia. Quería ver si lo reconocía y demostrarle además que era idéntico al publicado en formato facsimilar el año 2017. Pero tampoco dijo reconocer este ejemplar. Así se lo relaté por correo electrónico a SW: “…como te lo expliqué en nuestras primeras comunicaciones, las dos veces que nos juntamos, Cárcamo no pudo explicar ni recordar la existencia de la copia en lápiz pasta azul de LNN en poder de la familia. Ni siquiera cuando se la mostré físicamente. Él solo dijo que había anotado una copia regalada por JLM (la que conservaba en lápiz grafito) y que le había entregado solo fotocopias a JLM”.

RC me reiteró que fue en el lanzamiento de LNN(a) el día 7 julio del 2017 donde creyó reconocer su letra en el libro que se estaba presentando. Dijo que se había reunido con Patricio González y con Eliana Rodríguez, a quienes solicitó aclarar el asunto de su supuesta autoría. Sin embargo, en esa ocasión, acordaron guardar silencio. Pero hubo un momento en que ya “no podía más” y exigía que se hiciera conocido el error y que las anotaciones eran suyas y no de JLM. RC insistió en que le había dado plazos perentorios a Eliana para hacer público este asunto y que además se le debían pedir disculpas a él y a otras personas que pudieran haber resultado afectadas.

Le dije que habíamos conversado con Eliana y su familia. Que nos parecía completamente razonable su relato. Que la letra de JLM era muy parecida a la letra que aparece en LNN(a) y que una confusión de este tipo era más que probable. Que de ser cierto este error de atribución, había sido completamente involuntario y que no hubo ninguna intención de engañar.

Le dije que era importante aclarar esta situación y que debíamos comenzar por hacer público su relato. RC estuvo de acuerdo con esta propuesta. Hablé con Daniel Rosas periodista del diario La Segunda, a quien le intrigó esta historia y lo puse en contacto con RC. Al mismo tiempo hablé con Diego Zuñiga, Hugo Rivera Scott, Roberto Merino, Matías Rivas y otros interesados, poniéndolos al tanto de esta situación.

Después intenté volver a contactarme con RC, pero me dijo que tenía problemas de salud y que no estaría disponible por un buen tiempo. Daniel Rosas luego me comentaría de todas las dificultades que tuvo para contactarse con él. La entrevista nunca pudo concretarse. En el intertanto SW, me escribió desde EE.UU. solicitándome el contacto de RC, pues quería conocer su versión sobre este asunto.

4.- LA ENTREVISTA EN EL LATIN AMERICAN REVIEW TODAY

A fines de octubre de 2018, SW me volvió a escribir por correo electrónico y me señaló que se había contactado con RC y que aparecería su entrevista en una revista literaria ligada a la Universidad de Oklahoma. Y me advirtió lo siguiente: como verás, la entrevista terminó siendo un poco dura en algunos momentos, por lo que pensé avisarte antes de que saliera. Al final de mi respuesta le dije: …espero que la entrevista además de dura sea cierta.

El 22 septiembre de 2018 el LALT publicó la entrevista titulada: Ricardo Cárcamo: «Las anotaciones manuscritas de La nueva novela del 2017 son mías»: Una conversación con Scott Weintraub.

Una vez que leí la publicación me sorprendió como RC había cambiado totalmente la versión que había expresado en nuestros encuentros. Parecía que había ajustado su relato inicial al darse cuenta que era “real” el ejemplar de LNN(a) en poder la familia. Ahora decía que siempre se habría tratado de dos ejemplares de LNN, y que el mismo habría anotado, uno con lápiz grafito (en su poder) y otro que habría transcrito en lápiz pasta azul a solicitud del mismo JLM (en poder de la familia). Así lo relata en la entrevista:

RC: Juan Luis Martínez me pasó dos ejemplares de La nueva novela. Una, que conservo y que me regaló, es del año 85 y está autografiada y con algunos apuntes. El otro ejemplar me lo pasó en blanco y en él transcribí las fotocopias que le había sacado a La nueva novela en la que transcribí todos los apuntes publicados el año pasado.

RC: Cuando Juan Luis Martínez me pasó la copia de La nueva novela me pidió que transcribiera todos mis apuntes sobre La nueva novela en un ejemplar en blanco. Era un ejemplar de la edición 85.

En la entrevista RC vuelve a hablar de las supuestas fotocopias, lo que hacía sentido en nuestras primeras conversaciones. Pero ahora no quedaba claro si RC aseguraba que le entregó fotocopias de sus anotaciones a JLM o si solo habría hecho una copia con las anotaciones. Le pedí a Eliana que revisara entre las pertenecías de JLM y no encontró fotocopias anotadas de LNN.

Luego RC cae en una profunda confusión sobre las supuestas omisiones y adulteraciones en la publicación de LNN(a) del 2017.

RC: Yo conservé el ejemplar numerado 083 en el cual tengo las anotaciones que hice en las dos solapas y en la página de la dedicatoria. O sea que el ejemplar que tiene la familia contiene todas las anotaciones de las fotocopias más estas tres anotaciones que provienen de mi ejemplar original que me regaló Juan Luis Martínez. Estas anotaciones del ejemplar se reprodujeron en la edición de 2017, pero no son exactamente iguales, pues omitieron varias anotaciones.

RC: ... Hay más comentarios en esta página que no aparecen en la edición de 2017 [que está basada en el diseño de la edición de 2016]. Dice aquí que “todo lo más exacto que se podía decir de ella ya lo ha dicho el autor y en esta misma obra”. Y luego dice: “LAUTREMONT igual Introducción de Roger Callois todo está explicado tanto los grandes como los pequeños detalles”. Y esta observación hace referencia al Canto IV, estrofa XL, página 172.**

**LAUTREMONT, así mal escrito (se escribe Lautreamont), aparece solamente en la copia de RC en lápiz grafito. En la copia que conserva, la familia ese texto y otros simplemente no existen y tampoco han sido borrados o adulterados.

RC afirmó en la entrevista que hizo las anotaciones en azul permanente de su propia mano a solicitud de JLM en el ejemplar que conservaba la familia. La publicación del 2017 es facsimilar de ese mismo ejemplar. Me preguntaba entonces ¿cómo era posible que hayan sido omitidas o adulteradas las anotaciones?, y además ¿qué sentido habría tenido adulterar u omitir un par de líneas en el texto de la solapa y de la dedicatoria?

Los editores de la revista LALT, avalaban estas falsas acusaciones al publicar declaraciones poco afortunadas. En un pie de imagen, sostienen refiriéndose a la copia de RC y a la publicación facsimilar de LNN(a) que: Al comparar ambas ediciones puede verse aquellas anotaciones que fueron eliminadas en la edición de 2017. En primer lugar, los editores de la revista daban por cierto que nosotros teníamos conocimiento del ejemplar anotado a lápiz grafito por RC, y en segundo lugar dan por cierto que nosotros eliminamos algunas de estas anotaciones. Es decir, habríamos copiado deliberadamente –de quien sabe dónde– un total de 69 páginas manuscritas por una persona distinta a JLM y luego habríamos eliminado y omitido –caprichosamente– unas pocas líneas. Esto parecía francamente ridículo.

5.- SOBRE LA LETRA MANUSCRITA

Últimamente he revisado una y otra vez diversos papeles y documentos del archivo de la familia de JLM y he comprobado que Martínez tenía una variedad de letras manuscritas. Su letra fue variando en el transcurso del tiempo y también como consecuencia de su enfermedad de más de 20 años. Además, volví a comprobar que existe una similitud manifiesta y a simple vista entre la letra manuscrita que se atribuye RC y la letra manuscrita de JLM.

Dedicatoria de JLM a su hija Alita.



Página de la dedicatoria de LNN anotada que conserva la familia.

Página dedicatoria de LNN de RC. en lápiz grafito.

Extractos de páginas manuscritas por JLM de varios documentos (archivo JLM).

Fue el mismo Hugo Rivera Scott (artista visual), uno de los más cercanos amigos de JLM quien, consultado sobre la similitud de las caligrafías, nos reconoció a mí y a Eliana que la letra manuscrita en LNN(a) era muy cercana a la letra de JLM. Por lo tanto, considero perfectamente factible que tanto la viuda del poeta como su editor, actuando de buena fe, hayan creído que la letra manuscrita en LNN(a), ejemplar firmado por JLM, y que se encontraba en su archivo, era de su autoría.

Por el contrario, RC claramente no conocía la letra manuscrita de JLM. La única referencia que tenía a la vista era la dedicatoria de apenas 3 líneas en su libro. Pero de todas maneras RC en su entrevista con SW, nos acusaba a mi como editor desprolijo y a Eliana de actuar de mala fe, pues según su opinión, ella debía haber sabido de antemano que esa no era la letra manuscrita de JLM y que por lo tanto no eran sus anotaciones.

Por curiosidad y para despejar dudas sobre las letras manuscritas en cuestión, decidí solicitar un examen caligráfico. El encargo era comparar la letra del ejemplar original de LNN(a) de la familia con las solapas y la dedicatoria del ejemplar de RC (cuyas imágenes aparecen publicadas en el sitio web del LALT). El Examen caligráfico preliminar estableció lo siguiente:

A la izquierda LNN (a) y a la derecha el libro de RC. Comparación grafológica de las contraportadas.

En el informe se sostiene que las letras manuscritas del ejemplar en poder de RC y del ejemplar en poder de la familia “corresponderían a trazos y grafismo de dos personas diferentes”. Fui más lejos y pregunté al perito calígrafo lo siguiente: ¿entonces cuál sería la letra original y cuál sería la letra simulada? Dijo que eso requería de un estudio más profundo y preferí dejar el asunto en ese estadio.

6.- CONCLUSIONES

Luego de todo lo ocurrido, mi percepción del relato bastante confuso y contradictorio de RC es que: él creía que nosotros –los editores– habíamos fabricado el libro con anotaciones en azul a partir de unas supuestas fotocopias de LNN con sus apuntes. Fotocopias con sus anotaciones que él mismo le habría entregado a JLM y que nosotros además habríamos adulterado ex profeso.

En la entrevista que realiza SW, RC acomodó su relato declarando, primero, que JLM le obsequió y dedicó un ejemplar de la edición de 1985. Segundo, que JLM le entregó otro ejemplar de la LNN del 85, para que transcribiera sus anotaciones. Este sería el ejemplar que quedó en la biblioteca de JLM y que conservó la familia. Sin embargo, ese mismo ejemplar, supuestamente manuscrito por RC con lápiz pasta azul, tiene diferencias con el supuesto original escrito con lápiz grafito que habría servido de modelo.

A mi parecer eran demasiadas las inconsistencias como para dar por sentado que RC era el legítimo autor de todas las anotaciones manuscritas en el ejemplar de LNN(a) y en especial para acreditar que era el legítimo autor del contenido de dichas anotaciones.

Había otros indicadores que aconsejaban prudencia, como un supuesto pacto de silencio, que ni siquiera honraría, su renuencia a aclarar este asunto desde un comienzo con una entrevista en el diario La Segunda y su manifiesta vanidad al creerse publicado junto a JLM.

Respecto de la entrevista realizada por SW, es importante aclarar que quien escribe fue quien le dio aviso inmediato de esta situación. Como estudioso reconocido de la obra de Martínez, SW se encontraba justamente trabajando en un libro sobre su obra. Y también quien escribe le fue informando con detalle sobre los primeros encuentros y conversaciones con RC. Es por eso mismo que me sorprendió el tono poco crítico y condescendiente de su entrevista.

SW, como investigador, no se cuestionó en ningún momento la credibilidad de su entrevistado, una persona que nunca formó parte del medio literario, teniendo antecedentes que lo ponían sobre alerta. Fue el mismo quien primero dudó de la veracidad respecto a que JLM le hubiese entregado dos copias de LNN.

Es muy probable que la entrevista haya sido realizada por un medio no presencial y sin tener a la vista el ejemplar de LNN de RC. Me consta que tampoco tuvo a la vista el ejemplar original de LNN(a) que está en poder de la familia.

La entrevista publicada deja muchas dudas sin responder, por ejemplo; sobre las supuestas fotocopias, sobre las páginas supuestamente borradas en su copia y en especial sobre el contenido de las anotaciones (sean o no sean manuscritas por RC). ¿Acaso fueron conversaciones con JLM o fueron investigaciones propias? ¿Cuáles fueron sus fuentes? Yo se lo pregunté así a RC:

PM: ¿Si JLM hubiera traspasado las anotaciones con su letra, ¿Nadie dudaría del contenido?
RC: Totalmente de acuerdo contigo. En cierto sentido es un orgullo, que lo que yo escribí, que crean que son observaciones de Juan Luis.

Juan Luis Martínez alcanzó a publicar en su corta vida tan solo dos libros: La Nueva Novela y La Poesía Chilena. Ambos libros de cuidadosa factura, lo que hoy se conoce como libro objeto, fueron auto editados y financiados por el mismo autor y por su familia. JLM no contó con el apoyo de grandes editoriales o de universidades ni en Chile ni en el extranjero. Tampoco recibió financiamiento de mecenas o filántropos.

He podido comprobar en los últimos diez años, ocupándome de la edición de sus obras, que JLM contó con la ayuda de muy buenos y leales amigos, que en ningún momento han hecho uso de su cercanía para cimentar posiciones en el campo literario. Ahora, es útil hacer recordar que, en un contexto de gran adversidad social y material, JLM tuvo la fortuna de verse apoyado por su familia; su mujer Eliana y sus hijas Alita y María Luisa. Ellas fueron el verdadero soporte de JLM, cómplices en su trabajo, compañía y apoyo en su larga y dolorosa enfermedad. Es a ellas a quienes dedica la edición de lujo de la Nueva Novela de 100 ejemplares numerados y firmados. Y es también a ellas y a sus “futuros” nietos a quienes dedica su obra póstuma.

Dedicatoria de un proyecto de libro de poesía de JLM (archivo Juan Luis Martínez)

D21 Proyectos de Arte / Nueva de Lyon 19, departamento 21, Providencia (Metro Los Leones) Santiago de Chile, CP 7510054 / Entrada liberada / Lunes a viernes de 11 a 19 hrs. sábado de 11 a 15 hrs. / +56 2 23356301 / info@d21.cl / www.d21.cl / www.facebook.com/D21.ProyectosdeArte